Crímenes Sin Castigo

Javier Ignacio Mayorca

Un espacio destinado a la información y discusión de los problemas de seguridad ciudadana, con énfasis en la delincuencia organizada y su característica impunidad.

¿Cuál debe ser la conducta más apropiada cuando se es víctima de un robo a mano armada?

29/11/2018

Por: Zuhé Rodríguez

En los robos a mano armada, que generalmente ocurren en las vías públicas, hay dos elementos o factores que obran en favor de los antisociales. Por una parte, suele haber una escogencia de la oportunidad que generalmente sorprende a las víctimas. El asaltante llega por la espalda o cuando la persona se encuentra pendiente de otro asunto distinto que el de su entorno. esto ya le da al hampón una ventaja de la que la víctima difícilmente puede sobreponerse.

Por otro lado, en más del 90% de los robos reportados este año el atacante lleva un arma de fuego o un instrumento que parece ser un arma de fuego. por lo tanto, la acción es potencialmente letal, y mientras tanto la víctima no dispone de los medios para ejercer una legítima defensa en términos de igualdad.

La escogencia de la oportunidad y el desbalance en el poder de fuego obran generalmente en favor de los asaltantes comunes. En atención a estos factores, lo más aconsejable es permitir el sometimiento sin oponer ningún tipo de resistencia. en la mayor parte de los asaltos, el perpetrador tiene el objetivo de obtener una ganancia inmediata y salir del lugar cuanto antes. Sin embargo, hay personas que consideran que pueden valerse de la circunstancia para sacar alguna ventaja, sin tomar en cuenta que para el antisocial es mucho más rápido halar el gatillo. las consecuencias por regla general son heridas o la muerte para la víctima que se opone.

En estas circunstancias, las decisiones y las acciones consecuentes se toman en fracciones de segundos. Por lo tanto, siempre es conveniente entender que cuando los factores ya mencionados de oportunidad y poder de fuego inclinan la balanza en favor del antisocial, lo mejor es disminuir el daño posible entregando cuanto antes los bienes exigidos y permitiendo la huida inmediata del sujeto. una vez que esto suceda, se debe notificar sin demora a las autoridades. Mientras más rápido mejor, pues esto posibilitará incluso la recuperación del bien robado.