Las redes sociales son uno de los territorios mas fértiles para estafas por internet

01/11/2017

Por: Harianlys Zambrano

El periodista especializado en criminalística, Javier Ignacio Mayorca, habló en la edición de “Crímenes Sin Castigo” de hoy sobre:  “Las redes sociales son uno de los territorios mas fértiles para estafas por internet”

Las redes sociales son el lugar ideal para que los delincuentes de internet encuentren víctimas para sus estafas.

Además de tener millones de usuarios, admiten aplicaciones de software abierto.

Así, cualquier programador más o menos experimentado puede escribir un código malicioso que funcione en estas plataformas y con el que pueda engañar a los usuarios.

Los fraudes suelen consistir en ofrecer productos o servicios que el usuario nunca recibe.

¿Cuáles son las formas más fiables de pagar tus compras por internet?

1. Envío de efectivo

Es, sin duda, el modo menos recomendado para pagar por un producto encontrado en internet.

Y es que el riesgo es evidentes: que el dinero jamás llegue a destino. O que ni siquiera se haya mandado.

Por eso, sitios de subastas online como eBay no permiten esta opción.

2. Giro postal

Este sistema consiste en el envio de una cantidad de dinero especificando el lugar y la identidad de la persona a la que se paga.

El efectivo se entrega a la empresa que ofrece el servicio, generalmente un operador postal.

Ésta cobra una tasa por la prestación, calculada en base a la cantidad transferida.

En la oficina de pago de la compañía se reciben los detalles del monto y de quién debe recibirlo.

Además, con los giros es muy difícil recuperar el dinero en caso de estafas por internet.

3. Cheques

Existen varios tipos de cheque; los personales, los bancarios, o los certificados.

Y suelen aceptarse en operaciones con vendedores particulares, cuando estos no tienen la infraestructura necesaria para cobrar el importe con un método electrónico.

Pero, a su vez, es un sistema poco recomendable para ellos, ya que el riesgo de fraude es algo siempre presente.

Esto es, el vendedor podría haber enviado el producto para cuando recibiera el cheque. Y al ir al banco a cobrarlo, podría encontrarse con que no tiene fondos o que es falso.

4. Contrareembolso

Es uno de los sistemas más tradicionales cuando la transacción se realiza en persona.

Primero el vendedor y el potencial comprador se ponen en contacto vía internet, cuando el segundo muestra interés por un producto que ofrece el primero.

Y después acuerdan una cita para completar la transacción de forma presencial.

Lo más común en estos casos suele ser entregar el dinero en mano, a cambio del objeto ofertado online, evitando así las llamadas estafas por internet.

5. Transferencia bancaria

Suele utilizarse en los casos en los que se indica una cuenta corriente en la que ingresar el monto de la compra antes de gestionar el pedido.

Para el vendedor es una opción segura, ya que las entidades bancarias certifican que el comprador ha realizado el pago, tras entregarlo en efectivo en una oficina del banco o mediante una transferencia desde su propia cuenta.

Sin embargo, para el comprador podría no ser la mejor opción.

Y es que, en caso de sufrir alguna incidencia con el envio, podría ser difícil de demostrar. Y, además, el vendedor ya habría cobrado.

6. Tarjetas de crédito o débito

Es el método más común y uno de los más seguros para evitar las estafas por internet.

La mayoría de los sitios web de compra y venta suelen aceptar tanto pago con tarjetas de crédito (Visa, MasterCard o American Express, entre otras), y también con la de débito (Visa Electron o Maestro).

Este sistema suele estar doblemente protegido: por la compañía que emitió la tarjeta y por las entidades bancarias a través de las cuales se hace el pago.

Hubo un tiempo en que no era tan seguro. Fue antes de que se generalizara el chip. Y es que los fraudes por duplicación de la banda magnética comenzaron a ser frecuentes.

Pero, por encima de esto, están las reglas básicas dictadas por el sentido común: asegurarse de ¿qué se compra?, ¿a quién? y ¿cuánto deberían cobrar exactamente por ello?.

Escucha el micro completo haciendo clic aquí