milagro

Un milagro de la tecnología permite leer un fragmento de la biblia quemado hace más de 1500 años

01/12/2017

Por: Angélica González

Un milagro de la tecnología donde la digitalización por medio de micro CT permite leer un fragmento quemado de 1500 años de antigüedad.

Un fragmento carbonizado descubierto hace cuarenta cinco años en las ruinas de una antigua sinagoga en el área de Ein Gedi en el Mar Muerto, fue leído por primera vez a través del “milagro” de alta tecnología.

El pequeño fragmento es un trozo enrollado de un rollo de la Torá completamente carbonizado, habiendo sido dañado en un incendio que destruyó la antigua sinagoga hace 1.500 años.

Cualquier intento desenrollar o mover el pergamino daría lugar a su desintegración y por eso durante 40 años no fue tocado y permaneció archivado en el instituto de arqueología de Israel.

Pero ahora, con el uso de escáneres de micro-CT, los científicos fueron capaces de “desenrollar” el texto y leerlo.

Lo que descubrieron fueron los primeros ocho versos del libro de Vaikrá (Levítico), que proporciona instrucciones para las ofrendas que se hacían en el Templo de Jerusalem.

“Y Él llamó a Moshé, y HaShem habló con él desde el tabernáculo de reunión, diciendo: Habla a los hijos de Israel, y diles: Cuando alguno de entre vosotros … “.

Este es un ejemplo notable de cómo la tecnología moderna se emplea para revelar joyas históricas ocultas. La pieza carbonizada de pergamino del siglo VI EC se encontró en las cenizas de una antigua sinagoga de Ein Gedi, en las orillas del Mar Muerto, en 1970, pero hasta ahora ha sido imposible de leer.

Video de un milagro

“Las tecnologías más avanzadas permitieron desenrollar prácticamente un pergamino, parte de una biblia, de hace unos 1.500 años”, dijo Pnina Shor de la Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA).

“Después de la Rollos del Mar Muerto, este es el hallazgo más importante de una biblia escrita”, dijo a la prensa.

El arqueólogo Sefi Porat fue miembro del equipo que excavó las ruinas en 1970.

“Tratamos de leerlo cuando los encontramos, pero sin éxito”, dijo. “No sabíamos lo que estaba oculto allí y con la tecnología de aquella época, poco podíamos esperar.”

Ahora se ha encontrado que contienen los primeros ocho versículos del libro del Antiguo Testamento de Levítico, que establecen las normas para el sacrificio ritual, dijo Shor, jefe de proyectos del Mar Muerto Rollos del IAA.

Se mantuvo en las bóvedas de la IAA oscuros, con clima controlado, junto con los Rollos del Mar Muerto el pergamino seguía siendo un libro cerrado hasta el año pasado cuando la compañía israelí Merkel Tecnologías ofrecieron el uso de su escáner micro-CT.

Los escáneres 3D se enviaron al departamento de ciencias de la computación de la Universidad de Kentucky, que desarrolló un software de imagen digital y permitieron obtener las primeras imágenes la semana pasada.

Shor dijo que creía que el rollo completo habría contenido la totalidad de la Torá, mientras que Brent Seales de la Universidad de Kentucky dijo que era demasiado pronto para saber si hay más información que se pueda recuperar del pergamino de Ein Gedi.

“Realmente no estamos seguros. Es un desafío técnico”, dijo a la conferencia de prensa a través de un enlace de video. “Sabemos que hay más.”

Anteriormente los famosos 870 Rollos del Mar Muerto fueron descubiertos entre 1947 y 1956 en las cuevas de Qumran, sobre el mar Muerto.

El más antiguo de los documentos de las fechas para el tercer siglo AEC y el más reciente hasta alrededor de 70 EC, cuando las tropas romanas destruyeron el Segundo Templo de Jerusalém.

 

Créditos: latamIsrael