Crímenes Sin Castigo

Javier Ignacio Mayorca

Un espacio destinado a la información y discusión de los problemas de seguridad ciudadana, con énfasis en la delincuencia organizada y su característica impunidad.

El Ávila

Plan para mejorar las condiciones de seguridad en el Parque Nacional El Ávila

15/05/2018

Por: William Maurera

Recientemente se tuvo la oportunidad de conocer la existencia de un plan para mejorar las condiciones de seguridad en el Parque Nacional El Ávila, también conocido como Waraira Repano.

En primer lugar, se debe saludar este tipo de iniciativas, que sin duda constituyen una reacción por parte del Gobierno, y específicamente del Ministerio de Relaciones Interiores, ante el creciente número de quejas por los asaltos y otros delitos violentos en este lugar, al que acuden los caraqueños para su esparcimiento y ejercitación.

Tradicionalmente, la seguridad en el parque El Ávila era una tarea exclusiva de la guardia nacional, que incluso tiene un destacamento de guardería ambiental y un escuadrón montado para atender esta exigencia.

Pero es claro que la pérdida de pie de fuerza de este componente militar está afectando los numerosos servicios que debe cumplir por ley. En virtud de esta situación, el nuevo plan de seguridad para El Ávila incorpora a más de un centenar de oficiales de la policía Nacional Bolivariana.

Aunque este cuerpo es de carácter esencialmente preventivo, es claro que para atender la seguridad en un lugar con una topografía tan intrincada como El Ávila se necesitará de un entrenamiento especial, que en este momento no es provisto en las escuelas de formación de la PNB.

Entre la Guardia Nacional y los oficiales de la policía nacional se ha logrado reunir con motivo de este plan de seguridad unos 290 funcionarios. Aquí el problema no es lograr una correlación entre el número de funcionarios y la población, lo que se llama tasa de encuadramiento, puesto que hablamos de un parque nacional, sino de asegurar una cobertura para una localidad que tiene alrededor de 80 mil hectáreas de extensión. Para ello, se necesitará de recursos especiales, tales como vehículos de doble tracción y tecnología de localización satelital, por citar algunos. y hasta donde se sabe eso no está previsto.

Finalmente, y como una sugerencia, es importante que los diseñadores de este plan de seguridad convoquen a todas las organizaciones civiles de rescatistas, que conocen las trochas del Ávila como la palma de sus manos, y que en determinadas circunstancias contribuirían a hacer más efectivo el pie de fuerza de los policías. Incluso, me atrevería a decir que algunas de estas instituciones estarían gustosas de proveer entrenamiento para el mejor cumplimiento de la labor a los agentes asignados a este nuevo plan de seguridad.

Escucha el micro completo haciendo clic aquí