Crímenes Sin Castigo

Javier Ignacio Mayorca

Un espacio destinado a la información y discusión de los problemas de seguridad ciudadana, con énfasis en la delincuencia organizada y su característica impunidad.

automercados

Riesgos de designar un cajero específico en comercios de consumo masivo

15/05/2019

Por: Zuhé Rodríguez

A partir de los grandes apagones que afectaron a todo el país en marzo, se han instaurado algunas prácticas que podrían acarrear riesgos de victimización para las personas, una de ellas es la designación de una caja específica en comercios de consumo masivo como automercados o farmacias para recibir los pagos en dólares u otra moneda extranjera.

Esta es una modalidad para la cancelación de bienes que se ha ido imponiendo con la práctica cotidiana, pero que es de cuestionable legalidad, puesto que hasta el momento la moneda de uso corriente en el país es el bolívar. En todo caso, lo importante de esto a los efectos del programa es que estos comercios están asignando el manejo de las divisas a un solo cajero. esto singulariza no solo a los empleados que estarán manejando estas monedas, sino también a los clientes que pagan con ellas.

Aunque muchas personas ya ven esto como algo normal, lo cierto es que alrededor de ellas, mientras se hacen estos pagos con dólares o euros, ya sea en efectivo o con tarjetas de validez internacional, hay mucha gente que está obteniendo información eventualmente valiosa para cometer hechos delictivos.

Riesgos de designar un cajero específico en comercios de consumo masivo con la finalidad de recibir y procesar los pagos con divisas internacionales, como dólares o euros.

Ya en otras entregas hacíamos la referencia a los comentarios que suscitaban las personas que hacían voluminosas compras en los automercados: que si viven cono lujos, que cuánto dinero tendrán en sus casas, etc imagínense lo que sucederá cuando se vea que una o varias personas están cancelando con moneda extranjera en una caja específicamente designada para ello.

Para evitar malos ratos, es necesario conciliar las medidas de prevención con la atención a una realidad económica que se impone. Una de estas medidas puede ser que tales pagos no sean hechos a la vista de todos los clientes y empleados, puesto que esto contribuirá a individualizar a los clientes.

Otra solución puede ser aplicar un sistema de pago por adelantado, en el que los clientes hagan una transferencia bancaria a la cuenta del comercio en el exterior, y posteriormente acudan a retirar los bienes. de esta forma se elimina el manejo en público de moneda extranjera o de tarjetas internacionales.

Estas son soluciones que se pueden adoptar de una vez, sin esperar a que ocurran hechos lamentables.