Thomas Wolfe

La razón por la que un escritor es olvidarse de un libro y de la razón, un lector lee para recordarlo

03/10/2017

Por: Harianlys Zambrano

Melissa Nahmens y Maria Alejandra Bello nos presentan las mejores curiosidades de lectura en “Qué leerLiteratura para no literatos”. “La razón por la que un escritor  escribe un libro es olvidarse de un libro y de la razón, un lector lee uno es para recordarlo” de Thomas Wolfe

Thomas Wolfe Fue un novelista estadounidense del siglo XX. Wolfe escribió cuatro novelas largas, muchos cuentos, poesía, obras dramáticas y fragmentos de novelas. Su prosa destila poesía, es muy descriptiva, estando sus argumentos en gran parte basados en su vida.

Aquí  les traemos 3 excelentes propuestas literarias

  • La distorsión del amor Autor: REBECA JIMENEZ

El ser humano está inmerso en el miedo y en una terca renuncia de sí mismo. Más allá de cualquier zona prohibida de nuestra naturaleza está el sentimiento del amor, lo único que unifica el mundo y borra la dualidad que inherentemente implica separación. Este es un libro sanador, nos enseña que no es el amor y nos ofrece la posibilidad de romper con falsas creencias, transito indispensable para recuperar nuestra autoestima y aprender a amarnos.

  • Fahrenheit 451 auto: RAY BRADBURY

Guy Montag es un bombero y el trabajo de un bombero es quemar libros, que están prohibidos porque son causa de discordia y sufrimiento. El Sabueso Mecánico del Departamento de Incendios, armado con una letal inyección hipodérmica, escoltado por helicópteros, está preparado para rastrear a los disidentes que aún conservan y leen libros. Una civilización occidental esclavizada por los medios, los tranquilizantes y el conformismo.

Para niños valientes:

  • Tú no me vas a creer Autor: JAIME BLUME

Algunas veces, especialmente en la oscuridad de la noche, las fantasías pueden cobrar vida propia. Suele ocurrir cuando tenemos miedo de un personaje malvado que vendrá a llevarnos, y también cuando necesitamos una figura que nos proteja de él. Este poema, junto a las bellas ilustraciones de Irene Savino, recrea de manera muy especial los temores más reales de la infancia.

Escucha el micro completo haciendo clic aquí