Comisión de Encuesta

“Comisión de Encuesta” de la OIT no necesita autorización del Gobierno para proceder

22/03/2018

Por: Harianlys Zambrano

La máxima autoridad de la Organización Internacional del Trabajo (OIT),  el Consejo de Administración en su 332ª reunión celebrada en Ginebra, Suiza, este 21 de marzo, acordó por consenso, designar una Comisión de Investigación (Comisión de Encuesta) para Venezuela.

Eloína Pérez Di Giácomo, abogada, asesora legal de Fedecámaras y enlace directo de Venezuela con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), expresó: “cerca de cumplir sus 100 años, la OIT solo ha aprobado anteriormente 12 Comisiones de Encuestas, eso indica lo difícil que es llegar a aplicar este mecanismo -que es el máximo mecanismo de control que tiene la OIT- y que es aprobado a su vez, por el máximo órgano de control que es el Consejo de Administración”.

Este mecanismo se activa  cuando un gobierno ha incumplido de manera sistemática algunos convenios y además muestra renuencia a cumplir las recomendaciones de la OIT, como es el caso específico de Venezuela.

La decisión fue adoptada por esta instancia de la OIT en respuesta a la Queja conforme al artículo 26 de la Constitución del organismo internacional, introducida por Fedecámaras en junio de 2015  junto a otras 33 organizaciones empleadoras del mundo.

Normalmente se requiere de al menos un acompañante para realizar esta Queja. Venezuela para el 2015 contaba con el apoyo de 33 empleadoras del mundo, es decir, que contaba con mucho apoyo por parte del sector a nivel mundial”. La Comisión de Encuestas o de Investigación, tiene por objeto trasladarse al país,  para instalarse y persuadir al Gobierno de cumplir con los convenios y ponerse “en la ley y en la práctica” acorde con los convenios que el país ha ratificado.

La Queja conforme al artículo 26, se fundamentó en la violación de tres convenios: el  convenio 26 sobre Fijación de los Salarios Mínimos, el 87 sobre Libertad Sindical y Protección al Derecho de Sindicación y  el convenio 144 sobre la Consulta Tripartita.

Las denuncias por las cuales el Consejo de Administración tomó la decisión, están  referidas  a la exclusión de Fedecámaras del diálogo social, a la persecución y detención de dirigentes gremiales, a los actos vandálicos y de violencia contra la sede gremial, la campaña sistemática a través de los medios de comunicación social del Estado y de acusaciones infundadas contra la organización empleadora.

El Gobierno, hasta la fecha, ha hecho caso omiso a los exhortos de los distintos órganos de control de la OIT, de constituir una Mesa de Diálogo Tripartita en las condiciones establecidas por dicho organismo”, señaló Pérez.

Esta figura de Comisión de Encuesta o de Investigación tiene como característica – y en ello difiere de la Misión de Alto Nivel – el que no requiere de la autorización y aprobación por parte del Gobierno para proceder, “la Misión debe ser aprobada por el Gobierno y así se hizo en su oportunidad. En tanto, la Comisión de Encuesta no requiere de una aprobación por parte del mismo”, sentenció la asesora legal.

Recordemos que esta Misión de Alto Nivel fue suspendida en enero, debido a las  trabas impuestas por el Gobierno referidas a las personas que serían consultadas por la misión de la OIT.

Si el Gobierno llegara a obstaculizar el ingreso al país de la Comisión de Encuesta, la Comisión se puede instalar en un país vecino (…) siempre será realizada tripartitamente, para recabar pruebas sobre los incumplimientos y luego rendir un informe final al Consejo de Administración, para tomar entonces las decisiones y recomendaciones finales”, manifestó Eloína Pérez Di Giácomo, durante una entrevista en el programa “Informe Fedecámaras” con Richard Fortunato.

Se espera que la Comisión de Encuesta se convierta en una herramienta útil para lograr el consenso necesario que permita alcanzar soluciones a los graves problemas que enfrenta el mundo laboral en nuestro país, concluyó.

Escucha la entrevista completa haciendo clic aquí

 

Lea también: