Disrupción

Disrupción en la gerencia venezolana

04/11/2017

Por: Harianlys Zambrano

Las implicaciones de los cambios o disrupción generados a nivel mundial en todos los espacios de la vida han hecho que las prácticas organizacionales se encuentren cada día en constante revisión. Las formas de vida, las agrupaciones, la cultura, las creencias, las políticas e, incluso, las prácticas administrativas, se ven afectadas por la vorágine de los cambios que se van incorporando en el accionar de las personas.

Las prácticas administrativas surgen desde que hombres y mujeres viven en colectivo, de allí que estas sean comprendidas en el accionar de la sociedad en la misma cotidianidad en la que los individuos se hacen de saberes que son producto de las circunstancias y que una vez socializados se convierten en prácticas instauradas.

Teodoro Campos abogado y especialista en el tema del cambio en la gerencia y Luis Lauriño licenciado en ciencias sociales, en el programa “Gerencia a dos tonos” manifestaron su interpretación sobre la disrupción en la gerencia.

Para los especialistas, en los últimos 50 años han sido desarrolladas una gran diversidad de teorías, modelos, herramientas y técnicas para facilitar el trabajo de la gerencia en las organizaciones. “A pesar del impacto positivo de muchas de estas contribuciones, la brecha entre los avances teóricos y la práctica gerencial ha venido creciendo obviando el hecho de que lo más importante es que las propuestas puedan encontrar posibilidades de aplicación para la comprensión y análisis de la realidad que viven las organizaciones inmersas en procesos de cambios bruscos e inesperados” indicó Campos.

Esos cambios disruptivos e inesperados suelen provocar respuestas que a menudo están determinadas por la forma en que son percibidos tales cambios” explicó Lauriño. Esta realidad, junto a la propia complejidad de los procesos de cambio, habla a favor del desarrollo y aplicación de nuevos enfoques gerenciales por parte de los actores organizacionales a objeto de responder con éxito a las presiones internas y externas que se producen en un mundo cada vez más competitivo y complejo.

En contextos de caos e incertidumbre, las empresas necesitan romper con los esquemas clásicos gerenciales. Un enfoque de gerencia de disruptiva modifica paradigmas y cánones convencionales de la dirección y se basa en la configuración de equipos colaborativos y transversales para el logro efectivo de las objetivos organizacionales.

Es por eso que las empresas inmersas en entornos sociales, políticos y económicos cambiantes y de alta incertidumbre, como lo es el caso de las que operan en Venezuela, requieren de una fuerte inversión de capital, empleo de una elevada cantidad de mano de obra, recursos humanos especializados y no-especializados, y el uso intensivo de fuentes de energía renovables (hídrica) y no-renovables (petróleo y sus derivados).

Escucha la entrevista completa haciendo clic aquí