La guerra fría de Apple contra Facebook

0
36

A Apple no le gusta Facebook, – a modo de guerra fría – , y aunque en su presentación de ayer no mencionó en ningún momento a la compañía de Mark Zuckerberg, sí se utilizó a Instagram (propiedad de Facebook desde 2014) para demostrar la tecnología contra la adicción al móvil que llegará a los iPhonea finales de año.

Y aunque Apple se centró en sus productos de software (iOS 12, MacOS Mojave, WatchOS y tvOS) durante la mayor parte de la conferencia, hubo un espacio muy especial dedicado a Safari, el navegador de Internet de la compañía, y la nueva versión de su tecnología ‘antitracking’ o ‘antiseguimiento’ de usuarios. En otras palabras, a la herramienta que va a impedir que Facebook y Google trabajen en dispositivos de Apple como lo vienen haciendo ahora.

Si esto lo hiciera, por ejemplo, Firefox, el navegador de Internet alternativo que lleva también como su bandera la privacidad de sus usuarios, no resultaría tan extraño. Pero Apple es competición directa de Facebook y Google en casi todos los frentes, lo que hace esto mucho más jugoso. Sólo en un punto viven en terrenos distintos: el manejo masivo de datos de usuario, algo que Apple rechaza abiertamente y que dice que nunca hará.

La última vez que ha negado la mayor, ayer, a través de su CEO Tim Cook. La NPR (la radio pública de EEUU) preguntó al presidente de Apple si al compañía se había beneficiado de los datos que Facebook había cedido hace años a fabricantes de dispositivos, según había publicado The New York Times, y lo negó rotundamente. «Nunca hemos estado en el negocio de los datos«, ha asegurado.

Así que dado que Apple no necesita o quiere datos de usuarios, puede hacer que sus dispositivos y herramientas recopilen lo mínimo y necesario, perjudique eso a quien perjudique. En este caso, a su competencia.

La nueva tecnología ITP2 para evitar el rastreo de usuarios cuando navegan por Safaria impediría, según ha demostrado ya Apple, que los botones de ‘Me Gusta’ de Facebook sigan a los usuarios a través de las webs que los tienen insertados (la mayoría) o que los anuncios de Google sigan por distintas webs gracias a las ‘cookies’ que se almacenan en cada página.

Hasta el momento, Apple sólo establecía estas limitaciones pasadas 24 horas. Tras un día, las cookies y demás formas de seguimiento del usuario que se emplean en la publicidad digital dejaban de ser efectivas. Esto no afectaba a Google o Facebook demasiado porque, al fin y al cabo, entras mínimo una vez al día en el buscador, en YouTube, en Intagram o en Facebook. Pero esto va a cambiar en septiembre, cuando se implante la nueva herramienta para impedir el seguimiento. Entonces, el filtro será inmediato.

A ojos de los anunciantes, esto puede ser la ruina. Muchos son los estudios que han demostrado la efectividad de la tecnología de Apple a la hora de bloquear el seguimiento. Según Criteo, una firma de análisis publicitario, los beneficios bajaron un 22% debido a estos métodos. Y Google y Facebook son anunciantes, por cierto, los que más dinero ganan del mundo, de hecho.

Estas medidas se pueden denominar como armas de doble filo, pues aunque benefician al usuario en su experiencia y en el mantenimiento de su privacidad, no está claro si el objetivo de Apple es este o dañar a la competencia donde más duele. El beneficio para un usuario de iPhone será innegable a cortísimo plazo, pero es complicado evaluar los efectos de esta metodología con respecto a la publicidad a largo plazo y para otros agentes que no sean Facebook o Google.

Del mismo modo, Apple ha introducido otros filtros para que se respete al límite la privacidad de los usuarios. Y ese límite son las autoridades policiales y estatales. El FBI tenía hasta hace poco una útil herramienta para desbloquear cualquier iPhone, pero Apple ha contraatacado con una actualización que tendrá lugar en breve. Con iOS 11.4.1, será imposible desbloquear por USB un iPhone tras pasar una hora con la pantalla bloqueada.

Así pues, o el FBI consigue acceso al iPhone por sus poco legítimos métodos en menos de 60 minutos o el teléfono será una tumba y tendrán que buscarse otras formas de asaltar la información que contiene. El ‘tira y afloja’ con los agentes de la ley en EEUU se va a recrudecer tanto como la competición por bloquear todo lo posible el uso que Facebook y Google hacen de los usuarios de tecnología de Apple.

 

Créditos: El Mundo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí