Carlos Nieto Palma, abogado y director de la ONG Una Ventana a la Libertad, señaló que en Venezuela no hay espacio suficiente para tener reclusos nuevos.

“Aquí no espacio donde meter reclusos nuevos, estamos haciendo lo contrario a lo que se debería de hacer, en vez de abrir nuevas cárceles, seguimos cerrando cárceles y esto agrava el problema que hay”

Nieto sostuvo que el día domingo 6 de enero se efectuó el cierre definitivo de la cárcel de Yare I, de la que fueron desalojados todos los reclusos. Detalló que a 70 de ellos se les concedió la libertad, luego de haber revisado sus expedientes una comisión del Tribunal de Justicia y el resto fueron trasladados a centros de detención del estado Miranda y la zona central del país. 

Nieto aseveró que la última cárcel que se abrió fue la Comunidad Penitenciaria Libertador, ubicada en Tocuyito, en el estado Carabobo, manifestó además el abogado que las últimas cárceles que se estaban construyendo se estaban haciendo antes de que Iris Varela fuera nombrada Ministra de Asuntos Penitenciarios o de que se creara el Ministerio Penitenciario.

Hace unos años, el mandatario Nicolás Maduro había anunciado el cierre de la cárcel de Yare I y dijo que iba a construir allí una universidad, puntualizó que pese a que no se tiene idea de si concretará el proyecto o no, ahí las instalaciones están tan deterioradas, como las de todas las cárceles del país, a su juicio, para hacer una universidad habría que volver a construir.

Asimismo, Nieto puntualizó que las instalaciones están tan deterioradas que para hacer una universidad ahí que de intentar el proyecto debería construirse de nuevo, además, a su juicio, la ubicación no es óptima para una casa d estudios.

Hacinamiento

Nieto explicó que en cuanto al hacinamiento, en el mes de julio el Gobierno creó la Comisión para la Revolución Judicial, cuyo fin era deshacinar las cárceles y los centros de detención preventiva, para disminuir el grado de aglomeración el cual calificó de muy grave.

“En las cárceles, sobrepasa el 150%, en los centros de detención preventiva sobrepasa el 300%” 

El abogado detalló que pese a que hubo algún trabajo no se logró lo que el Nicolás Maduro había denunciado, que los centros de detención preventiva dejarán de funcionar como cárceles, tal como está ocurriendo hoy en día.

“Nos parece extraño que ante esta situación que ellos mismos plantearon, que nosotros apoyamos, porque nos parecía que al final se habían dado cuenta del desastre que había dentro del sistema penitenciario que ahora se está encerrando una cárcel que tenía más o menos mil reclusos y que a estos reclusos los están mandando a otras cárceles de que ya de por si no les cabe nadie”

Salud de los privados de Libertad

Nieto aseguró que el problema de las enfermedades entre los reclusos es algo serio, al que no se le ha buscado ninguna solución.

“La mayor causa de muertes en cárceles y centros de detención preventiva en Venezuela sigue siendo por enfermedades, y de estas enfermedades las que llevan la batuta principal es tuberculosis, seguida de la desnutrición y la mezcla de ambas, desnutrición con tuberculosis”

El director de la ONG Una Ventana a la Libertad señaló que el problema de las enfermedades es impresionante, puntualizó que este ha arropado a todo el sistema penitenciario.

“Anteriormente nosotros escuchábamos de las muertes en las cárceles (…) por lo general por motines entre los reclusos y enfrentamientos entre ellos, ahora no, ahora se muere por enfermedades que nadie atiende y que nadie les hace caso”

Escuche esta entrevista completa en: 


Lea también: Agroindustria compró en su totalidad cosecha nacional de maíz