El gobierno incrementó el bono de alimentación a 180 bolívares soberanos

0
12

El ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez, anunció que el bono de alimentación equivale a 10% del nuevo salario mínimo de 1.800 bolívares soberanos. De esta manera, el ticket pasó de 15,55 bolívares del antiguo cono a 180 bolívares soberanos, lo que equivale a un alza de 1.057,55%.

Además, el funcionario aseguró que los decretos con el nuevo salario mínimo y la fijación del ticket alimentación fueron publicados en la Gaceta Oficial número 41472, con fecha del 31 de agosto. Sin embargo, los decretos solo aparecen enunciados en el texto y remiten a otra gaceta extraordinaria que ayer no circuló, por lo que ignoran los detalles de las medidas.

 “El gobierno juega con los trabajadores venezolanos y los patronos porque al anunciar los decretos enredó aún más lo relativo a cómo se aplicará el salario mínimo y cómo quedarán las escalas y tabuladores de sueldo del sector público y de los contratos colectivos”, indicó Igor Lira, directivo de la Federación Nacional de Trabajadores de las Telecomunicaciones.

El dirigente de Fetratel destacó que desde el 17 de agosto pasado, cuando el presidente Nicolás Maduro informó el aumento del salario mínimo, la inflación “se disparó aparatosamente por lo que ya se perdió el poder adquisitivo del sueldo mínimo y del ticket alimentación”.

Lira precisó que las listas oficiales de precios acordados, publicadas en Gaceta Oficial, muestran alzas sustanciales en los alimentos y artículos de aseo personal y del hogar si se comparan con los  anteriores al 20 de agosto. “Ambas listas de precios acordados ya superan los 1.980 bolívares soberanos mensuales correspondientes al salario mínimo y el ticket alimentación”, insistió.

Froilán Fernández, coordinador del Frente Autónomo de Defensa del Empleo, el Salario y el Sindicato, señaló que la situación ahora con la reciente decisión de aumentar el ticket alimentación a 180 bolívares es una muestra más de la improvisación que caracteriza al gobierno con relación a la política salarial. “Es impresionante cómo el gobierno de un momento a otro informa, lo que refleja que todas las decisiones que toma están signadas por la demagogia, pero que en definitiva tampoco beneficia al trabajador”, apuntó.

Indicó que con las nóminas activas, que les corresponde a las empresas cancelar a partir de ahora, tampoco hay una clara información sobre cómo será el pago del salario, que “se ha tornado en una situación muy peligrosa que es la libre interpretación”. “Ha habido asambleas, incluso en Guayana, en las que se habla de un salario igualitario; es decir, que todo trabajador va a ganar 1.800 bolívares soberanos, independiente de la profesión o el cargo que tenga, ganará lo mismo. Todo eso es por culpa de la falta de información oficial. El gobierno debe respetar la contratación colectiva y eso significa adaptar todos los tabuladores en el sector público tomando como punto de partida el nuevo salario mínimo”.

Barrios añadió que el bono alimentación es una ley y el gobierno no puede derogarla sin sancionar otra. “Esa improvisación va a provocar que se pierdan más puestos con el cierre de la  principal fuente de empleo que son las pequeñas y medianas empresas. 70% de los trabajadores labora en las Pymes”, dijo

León Arismedi, director del Instituto Nacional de Estudios Sindicales, precisó que la única novedad en la gaceta 41472 es que el monto del bono alimentación se fijó en 180 bolívares mensuales, sin embargo, remite la medida a una gaceta extraordinaria, que no ha sido publicada, en la que estarían ambos decretos.

“Lo importante para los empleadores es conocer los detalles de cómo aplicará el aumento salarial, cómo aplicará el gobierno el subsidio a las empresas que lo soliciten para cubrir los salarios por tres meses y bajo qué condiciones”, resaltó.

Dijo que en cuanto a la información imprecisa del gobierno: “Seguimos en las mismas. Habría que ver si la gaceta extraordinaria estableció alguna excepción y cómo se va a proceder con las empresas que no pueden pagar. Esos asuntos aún no han sido publicados”.


Sin aclarar

Entre los puntos que quedan por precisar en la Gaceta Oficial extraordinaria es si el aumento del salario mínimo se hará de una sola vez o por partes como ocurrió con las pensiones del Seguro Social. En el caso del esquema fraccionado cómo se aplicará en el sector privado y especialmente donde hay contratación colectiva.

Otra interrogante es el impacto del nuevo sueldo mínimo (primer nivel del tabulador) en el resto de la escala salarial de la administración pública.

Créditos: El Nacional

Lea también:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí