Cavediv: «El segundo semestre ha sido más lento que el primero para la industria del vestido»

0
6
Imagen de Cortesía
Imagen de Cortesía

La industria del vestido en el primer semestre del año 2022 tuvo una productividad considerable, sin embargo, a partir de la segunda mitad del año se ralentizó el sector, y se espera que para estos últimos meses que quedan del año 2022 vuelva a mejorar la situación, así lo señaló el presidente de la Cámara Venezolana de la Industria del Vestido (Cavediv), Roberto Rimeris.

En una entrevista para Marca País con Zuhé Rodríguez, Rimeris aseguró que la liquidez bancaria y una devaluación de la moneda propiciaron el retroceso de la productividad del mercado textil que se disfrutó a principios de año.

«En los primeros meses de este año la economía empezó a crecer muy positivamente, había cierto control de la inflación, (…) pero sí había un crecimiento en ventas. (…) Entonces empezó el año bien, pero después empezó con un tema en junio-julio la liquidez a restringirse, sigue el tema de los bancos con unas ataduras en el encaje legal que le impide prestar y lo que está prestando a unas tasas muy altas y muy costosas. (…) Y después una devaluación importante en agosto que hizo que todos los ingresos de todas las personas, incluso en dólares, se vean mermados», acotó.

Asimismo, recalcó que las importaciones de materia prima también es un factor en el que el sector se ve afectado, la logística es lenta y las mercancías tardan en llegar al país. Resaltó que las empresas compran sus insumos en el exterior con anticipación y estos se demoran al entrar al país entre «3 y 4 meses cuando antes tardaba uno o 2 meses en llegar».

“El tema logístico ha afectado muchísimo el flujo de productividad de las empresas nacionales y lo sigue afectando, especialmente por las restricciones que tiene Venezuela, por un lado puede ser que algunas sanciones están impactando y por otro porque el flujo al país en últimos tres años se disminuyó muchísimo de las importaciones y hay menos frecuencia al llegar al país”, indicó.

Además, Rimeris agregó que el aumento en los tributos y en los servicios públicos para los fabricantes del vestido influye en los costos de las mercancías, por lo que los comerciantes presentan bajas en sus ventas debido a los altos precios de la ropa.

Sin embargo, la Cámara del Vestido espera que el panorama cambie para estas últimas semanas del año y los ingresos al sector aumenten, ya que normalmente el fin de año la venta de confecciones es el 40% de todo el año, en este mismos sentido el gremialista destacó que el pago de utilidades y temporadas como el Black Friday y Navidad representarán un aporte importante para la industria.

Escuche la entrevista completa aquí:

Lea también: CIVEA: En el año 2022 el sector ha tenido un decrecimiento del 14%

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí