Para cumplir con la cosecha de 100.000 hectáreas de maíz en Portuguesa se requieren diez millones de litros de gasoil

0
24
productores-agricultura-produccion-cosecha-siembra-venezuela-federadiove
Foto: @ramonbolotin

Ramón Bolotín, presidente de la Asociación de Agricultores Independientes (APAI) del estado Portuguesa y director de Fedeagro, puntualizó que la escasez de gasolina y la falta de crédito bancario hace cuesta arriba cumplir con la producción, sin embargo, han asumido el compromiso de llevarle los alimentos a los venezolanos.

“Los agricultores estamos en la capacidad de producir todos los alimentos que necesitan los venezolanos incluso de exportarlo. Tenemos las tierras y la infraestructura pero no tenemos ni combustible ni financiamiento bancario”

Bolotín señaló que debido a los obstáculos presentados, los productores decidieron continuar con la siembra en el país e importar los insumos y que gracias a ello cuentan con insumos de alta calidad.

Sin combustible no se cumple con la cosecha

Anteriormente en el estado Portuguesa se sembraban 200.000 hectáreas de maíz pero esa realidad cambió y ha tenido una caída de 100.000 hectáreas. 

El también director de Fedesoya durante una entrevista para Informe Fedecámaras conducido por Richard Fortunato, explicó que se requieren 303 gandolas de gasoil, es decir, 10.000.000 litros de gasoil para cubrir con la producción de 100.000 hectáreas en el próximo ciclo de invierno. 

“El despacho que recibe Portuguesa es de apenas 2 gandolas semanales y desde enero hasta mayo necesitamos 30 gandolas semanales para cumplir con la siembra”

Por otra parte, hizo énfasis que si estuviese operativa la producción en la Refinería El Palito-Puerto Cabello los productores pudieran cumplir con su labor en la producción de alimentos en el país, ya que hace algún tiempo en esa refinería se producía unos 30.000 barriles al día. 

Posible pérdida en la cosecha de frijol

El gremialista dio detalles sobre la siembra de frijol, ya que estimaban sembrar 50.000 hectáreas de frijol y tan solo han podido sembrar cerca de un 60% debido al difícil acceso de combustible para las maquinarias que utilizan en los campos.

Además de ello, para las siembras actuales no han podido atender las exigencias y requerimientos que se exige, por ejemplo el control de las plagas y enfermedades que atacan la siembra y el control de la maleza. 

“Lo que se sembró corre el riesgo de perderse y, lo que falta por sembrar también porque se está agotando el tiempo para continuar con la cosecha de frijol”

En este sentido, hizo énfasis que si no se solventa la escasez de combustible que viven día a día los productores de alimentos en el país la cosecha se perderá y a la cosechada no se le podrá dar la atención que necesita. 

Escuche la entrevista completa:



Lea también:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí