Vitalis: Solo el 30 % del petróleo derramado puede recogerse

18/05/2017

Por: Víctor Peña

El impacto ambiental que ha causado el derrame petrolero en el suroeste de Trinidad y Tobago en las costas venezolanas, ha encendido las alarmas para varios organismos no gubernamentales y ciudadanos preocupados por el medio ambiente. Zoila Martínez, bióloga de la UCV y directora ejecutiva de Vitalis Venezuela, conversó con Liliana Cadena y Andrés Rojas de Petroguía sobre la cantidad de barriles de petróleo que se derramaron en Trinidad, el pasado 23 de abril y la magnitud del daño ambiental que ha causado en los estados Sucre y Nueva Esparta.

Martínez, indicó que hasta los momentos no poseen datos concretos de la cantidad de barriles de petróleo que se derramaron, “algunas versiones nos están hablando de 300 barriles, hay otras informaciones que están hablando de 20 mil“. Recalcó que no se conoce el grado de magnitud del derrame se propagó fuertemente hacia los costas venezolanas en un mes, por lo que suponen que es de grandes proporciones.

Afirmó, que hace 2 o 3 días se “prendieron las alarmas” de los ambientalistas cuando las manchas de petróleo llegaron al Parque Nacional Los Roques.

Asimismo, Martínez, recordó que el petróleo tiene 3 componentes: “uno que es muy volátil que se evapora rápidamente, hay otro porcentaje que queda flotando que es un 30 % y el otro restante se hunde y queda pegado al fondo (70 %), ese 30 % es el único que se puede recoger“. Además, destacó que la fauna se ha visto afectada por el derrame. Varias ONG's han indicado que alrededor de 500 tortugas marinas, especie que está en peligro de extinción, se han visto afectadas tras este suceso, e inclusive se ha visto afectado su proceso de desove.

Escucha la entrevista completa haciendo clic aquí